Francisco, el migrante con discapacidad y el amor por la vida

* Sobrevive con el apoyo del programa federal “Emergencia social” que promueve la Secretaria de Bienestar

#Ixtepec, Oax. 11 Nov (#Istmopress) – Es la séptima ocasión que Francisco ingresa a México de forma ilegal por miedo a que lo maten, salió de Honduras porque hace cinco años  un grupo violentó lo atacó con arma blanca y le dejó secuelas en cuello y espalda que lo mantienen discapacitado, recientemente la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) le negó el permiso para obtener su refugio, pero insistirá y apelará, porque asegura nadie le quitará el sueño de vivir en México y construir una nueva vida.

 

“La Bestia” como llaman al tren carguero que circula de Arriaga Chiapas a Ciudad Ixtepec lo trajo a tierras oaxaqueñas, en donde desde hace casi un mes labora en el programa federal “Emergencia social” de la Secretaria de Bienestar, que por segunda ocasión se implementa para 60 personas de la  comunidad migrante centroamericana.

 

Con dificultad toma los utensilios de limpieza y realiza las labores que le encomiendan como parte de este programa nacional , en ningún momento piensa en dejarlo, porque ese dinero lo  ha podido compartirlo con sus dos hijos que se quedaron en Honduras y que desde hace 5 años no ha podido ver por miedo a perder la vida.

 

Con una sonrisa Francisco  recibe su primer pago  en las instalaciones del refugio Hermanos en el Camino, que por iniciativa del sacerdote Alejandro Solalinde Guerra se implementó este programa como piloto para las personas migrantes que arriben a esta zona de Oaxaca.

 

“Cómo no voy a sonreír, si el dinero ayuda mucho, no sé ni como le he hecho para sobrevivir, es duro venir de mojado y sin papeles;  he caminado  largas horas y también en el tren no ha sido nada sencillo porque no sabemos en qué momento nos agreden o violenten, migrar ya no es como hace 5 años, ahora necesitas dinero y fuerza”.

 

Francisco asegura que en su país que viven con discapacidad son invisibles y  no hay atención, por lo que también fue una de sus razones por la que emigro.

 

“Allá nos desprecian y no nos dan empleo,  somos personas que no existimos por el simple hecho de vivir una discapacidad, por eso aquí en México he encontrado refugio, me gusta como me han tratado, al menos la ciudadanía, la policía muy poco por que nos persiguen”.

 

 

Francisco no pierde las esperanzas y a pesar de qué se le fue negado el permiso de la Comar, tiene planeado invertir el dinero que recibe como beneficiario del programa y vender artículos como gorra y lentes para poder seguir apoyando a los suyos allá en Honduras.

 

“Mi sueño no es llegar a Estados Unidos sino quedarme en México, a pesar de que he sido perseguido por la policía, me gusta este país, porque no me insultan y tampoco me agreden, tengo esa libertad, pero sí estoy preocupado por que la Comar me rechazó, y siendo discapacitado me cuesta moverme sin papeles, por lo pronto me quedaré en Ixtepec”.

 

*Más de cien migrantes han sido beneficiados con el programa  emergencia social

 

Alberto Toledo, responsable del programa “Emergencia social” que se aplica en Ciudad Ixtepec, explicó que la intención es contribuir con la población migrante centroamericana que llega a México por la frontera sur, y que es una iniciativa piloto  que ha beneficiado en dos etapas a un total de 162 personas migrantes, de los cuales  el 70 por ciento son hombres y el 30 mujeres, principalmente de origen hondureño.

 

Los beneficiarios reciben 2 mil 380 pesos, en una primera etapa que concluyó el 30 de septiembre se beneficiaron a 80 personas centroamericanas y la segunda etapa la primera quincena de diciembre siendo un total de 62 beneficiarios.

 

Señaló que este programa surgió  como iniciativa del presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador para apoyara a los migrantes y contrarrestar la situación política y económica con Estados Unidos, cuando estaba la amenaza del alza de los aranceles en productos  mexicanos.

 

“Sabemos que muchos migrantes ingresan a México, entonces se le está dando una oportunidad para que tengan recursos durante su estancia, por ahora están realizando actividades productivas en espacios públicos, limpian los parques, las vías de ferrocarril, los mercados, la intención es que después ya sea el apoyo al tema educativo”, dijo.

 

Por último señaló que desconoce sí habrá o no una tercera etapa del programa emergente, pero reconoció que ha ayudado mucho a la economía de las persons en transito, especialmente a personas como Francisco y a los adultos mayores que migran con 60 y 65 años que lamentablemente al llegar difícilmente encuentran un empleo para poder mantenerse.

 Diana Manzo / Agencia de Noticias IstmoPress
 
11 Nov Migrantes
11 Nov Migrantes2
Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *