Prosas, rimas y versos engalanaron el Segundo encuentro de Mujeres Poetas

#Juchitán 31 dic (#Istmopress) .- Ocho voces de mujeres zapotecas, seis poetas y dos cantantes engalanaron el segundo encuentro de Mujeres Poetas que organizaron Alba Magariño y Aurora Cobón en la Casa El Ocote del suizo Heinz Schaub, con el objetivo de reafirmar lazos y visibilizar el talento creativo de las mujeres del Istmo de Tehuantepec.

En una mezcla de voces jóvenes con talento e interés por hablar por lo suyo y a través de prosas, rimas y versos interpretadas en castellano y zapoteco , las poetas Magali Castillejos (Ixtepec), Paula Ya López (Álvaro Obregón, Juchitán ), Sonia Prudente (Juchitán) Irma Pineda (Juchitán), Natalia Toledo (Juchitán ) y Marina Meneses (Juchitán) contagiaron a los presentes.

Ellas, las poetas istmeñas hablaron de lo suyo, de lo que las mueve y no las detiene, compartieron sobre su preferencia sexual; de su coraje por asumir la defensa de su territorio, de su intención por explorar otros temas desde la prosa, de su amor por su lengua y el abordaje de temas más amplios, a partir de su madurez literaria, de su vasta experiencia en el quehacer de la poesía desde su lengua; de su inicio, desde la edad adulta.

Las organizadoras de este segundo encuentro precisaron que con poesía buscan “No más olvido, no más discriminación ni violencia” además expresaron que todas las mujeres tienen la misma capacidad que los hombres y que no se trata de competir sino este segundo encuentro busca la posibilidad de mostrar talentos y la capacidad artística.

En cada uno de los pasillos de El Ocote, los asistentes que en su mayoría eran jóvenes, disfrutaron de tres horas de evento en el cual también dos voces femeninas deslumbraron con su presentación.

Coyo Licatzin, de Ixtepec, que deslumbró a la audiencia con su voz potente y segura, a pesar de su corta edad (17 años), entonó dos canciones que hicieron aplaudir a más no poder al público: Volver a los 17, interpretada hace tiempo por Mercedes Sosa, y Paloma Negra y de inmediato se conectó con el público.

La segunda cantante, Donají Linares (20 años) de Juchitán, con una voz más cálida y llena de matices, que despertó el júbilo de los jóvenes; con una trayectoria un poco más amplia que la primera.

El poeta juchiteco Jorge Magariño quién fue uno de los asistentes a este segundo encuentro explicó que escuchar ocho voces de mujeres significó una noche llena de vitalidad, de amor por el talento de mujeres que se aventuran con fuerza por los caminos del arte.

“En el caso particular de Coyo Licatzin, cantante de Ixtepec, a mí me erizó la piel por la emoción transmitida. Tiene ángel, realmente fue un gran evento”.

Las niñas y niños del taller de música prehispánica que dirige Cosijopí de Juchirap, también compartieron su talento con los presentes a través de la flauta, el tambor y el caparazón de tortuga.

Las organizadoras, acompañadas por el anfitrión Heinz Schaub, de Casa El ocote, entregaron al final reconocimientos a cada una de las participantes por su valiosa participación.

Para el próximo año, el encuentro se ampliará con la inclusión de otras disciplinas artísticas, como la fotografía y las artes visuales y escénicas.

Diana Manzo/Agencia de Noticias IstmoPress

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *