El superhéroe que siempre soñé, ser  un Bombero

 

JUCHITÁN 22 Ago (istmopress) – Cuarenta y cinco segundos tiene Juan Carlos para convertirse en el súper héroe que siembre soñó, ser un bombero. De 19 años de edad y Originario de la tierra de los biniza´, es el bombero más joven de la subestación Juchitán.

El tiempo no puede ser más o menos, es exacto, porque el aviso del 066 no espera, se necesita actuar de inmediato, por eso mientras la sirena del sistema operativo contra incendios llama al auxilio , él con rapidez porta  el chaleco contra incendios , su casco, su pantaloncillo y sus botas, corre de inmediato junto con sus compañeros de turno y se van cumplir con la misión del día.

Ser bombero, no solo es sofocar incendios, sino también se presta atención social en caso de accidentes automovilísticos, contrarrestar enjambres de abejas, rescate de animales, poda de arboles y en temporada de lluvias salvaguardar la integridad de los automovilistas y personas que viven en la ribera de los afluentes naturales.

Soltero y próximo a ingresar a la universidad, porque su sueño es convertirse en ingeniero Agrónomo, Juan Carlos decidió hace  tres años cambiar su miedo, su temor y el nerviosismo y se convirtió en  su héroe favorito.

La cercanía de su hogar con la sub estación de bomberos contribuyó a que cumpliera con mayor facilidad su sueño, no había pretexto para no entrarle, por lo que un día se presentó y aprobó todas las pruebas, la observación a su alrededor y principalmente la enseñanza de sus compañeros ha sido su bastión para seguir adelante.

“Contamos con muy buenos compañeros de trabajo, quienes por su experiencia nos van orientando como reaccionar para cada caso, por ejemplo me ha tocado combatir dos incendios fuertes, por fortuna lo libramos, solo me “chamusque” el brazo,  sin embargo cada tarea que se nos asigna es una hazaña nueva, que se escribe con puño, letra  y sudor de guerrero”, describió.

Los rasgos finos y textura suave de su tez blanca, además de la timidez  que lo caracteriza al pronunciar las palabras , Juan Carlos es capaz de sofocar incendio y destrabar enjambres de abeja además es apto para atender una emergencia en caso de salud, choque automovilista y destrabar autos en ríos o lagunas.

Ha sido participe junto con sus compañeros de doce servicios diariamente, muchos más de  día y pocos en la noche, abarcando de Salina Cruz atravesando por Ixtepec, posteriormente de Juchitán, Xadani e Ingenio Santo Domingo.

“El servicio de auxilio aumenta mucho más en temporada vacaional, y el de los incendios en diciembre, cuando atravisan por el Istmo de Tehuantepec los peregrinos con sus antorchas, y en la temporada de lluvias se atiende la caída de arboles y los automóviles atorados en las calles y avenidas, siempre hay atención”, dijo.

Para su familia, ser bombero es participar constantemente en escenas de alto riesgo, sin embargo Juan Carlos hace lo que le gusta y se entrega totalmente cumpliendo su horario de 24 horas por 24 horas.

Explica que ser bombero no es esperar un “gracias” o “un pago por el servicio”, sino la atención es voluntaria, sí la gente decide les da un apoyo en especie como guantes y medicamentos, pero sí no simplemente las “gracias” y a seguir adelante.

LA CREACIÓN DE LA SUBESTACIÓN.

La historia no ha sido nada fácil, recuerda Francisco Vásquez, director de la Sub estación de bomberos en Juchitán, relató que fue en  el año 2009,  cuando cuatro ciudadanos de Juchitán acudieron a su oficina radiofónica, para solicitarle su apoyo y encabezar una campaña de donación para la compra de equipo y transporte encaminado a constituir el cuerpo heroico de bomberos.

José Ramírez López,  Diego Bernal, José Rosario, Ericel Linares acudieron con Francisco Vásquez  López para solicitarle  que encabezará una colecta para la compra de equipo abajero, debido a que habían independizado por problemas personales con el  ex alcalde Mariano Santana, por lo que el comunicador accedió y aceptó la responsabilidad de construir un cuerpo heroico para Juchitán.

Recordó  Vásquez López, que posterior a la colecta, ya con el equipo abejero y un camión de bomberos , el cual hoy en día se ocupa como cisterna para agua en la estación de bomberos,  establecieron su  base municipal,  debajo de un árbol frondoso de huanacaxtle  a orillas de la carretera panamericana.

“A falta de  base de bomberos, nos ubicamos debajo de un gran árbol de  huanacaxtle, muy frondoso, atendíamos entre 3 a 5 servicios diarios entre controlar los incendios de pastizales y apoyar en la repartición  de víveres y limpia de banquetas y patios,  esto ocurrió entre el 2010 y el 2011”, expresó.

El director de bomberos en Juchitán, detalló que el año pasado (2014), fueron integrados  15 de los 20 socorristas, como base en la Secretaria de Seguridad Pública del estado y por lo consiguiente al cuerpo heroico estatal, lo cual dijo es un logro para todos.

“Todavía hay cuatro plazas vacantes, no podemos decir que ganamos mucho dinero, cada bombero recibe 4 mil 100 pesos pero con sus prestaciones de ley, todos estamos contentos, porque más que una necesidad, nuestro trabajo tiene chispas de amor y pasión, solo así podríamos aguantar las largas jornadas de trabajo y sin decir un ¡Basta!, le seguimos, porque lo hacemos con el gusto de contribuir socialmente”, sostuvo.

LAS NECESIDADES

bombero3

Vestido de camisa roja con leyenda “Bombero de Juchitán”, pantalón azul y botas negras, se acerca  Daniel Morán  Ramírez , el comandante del turno 1, quien comparte que las necesidades urgentes es la renovación del uniforme contra incendios, el cual oscila entre 20 a 25 mil pesos.

Comparte que muchas de sus herramientas  los han adaptado a sus necesidades, por ejemplo una cortadora que a través del ingenio y la imaginación adaptaron, al igual resaltó que cuando un maletín que sirve como botiquín se encuentra en malas condiciones en ocasiones lo suturan, pero en otras hacen una cooperación entre todos y adquieren un nuevo.

Francisco Vázquez, director del cuerpo Heroico de Bomberos añadió que hace falta contar con más pipas de agua, porque no se da abasto.

“Recientemente combatimos dos incendios de muchas horas, uno en el mercado de Juchitán y el otro en la tienda departamental Soriana, el agua no nos da abasto, requerimos de una donación en este sentido, al igual nuestras chaquetas contra incendio, todo el equipo está en mal estado pero así se utiliza no hay de otra, los bomberos nos la tenemos que ingeniar para ayudar a la sociedad cuando lo requiera, es nuestra única misión”, resaltó.

Contento y emocionado, compartió  que la empresa eólica EDF ha sido la única que ha dado constantes donaciones de 20 mil pesos en materiales que utiliza la ambulancia, y el mas reciente la Comisión Federal de Electricidad.

“Esta realidad de ser bombero, ha avanzado por nuestra propia voluntad, le ponemos todo nuestro empeño, es una experiencia muy bonita, pero en cuanto los apoyos de gobierno y  de diputados, candidatos a algún  partido político ellos no se fijan en el bombero, pero nosotros respetamos, todas las ayudas son bien recibidas”, puntualizó.

EL FESTEJO

BOM

Este sábado para conmemorar el día del Bombero (22 Agosto),  esta sub estación recibirá de manos del Gerente de Desarrollo Social de la Comisión Federal de Electricidad, Francisco García López (Paco Piza) una ambulancia tipo 2  para atender  a pacientes con terapia intensiva.

Se contempla un desayuno, la realización de honores a la bandera y posteriormente el agradecimiento del personal a esta importante donación, en la cual se espera la presencia de familiares y amigos de los quince bomberos de Juchitán.

El espacio está listo, durante varios días todo el personal ha contribuido a la limpieza, el patio esta limpio, la jardinera también, la ambulancia esta en el estacionamiento de la subestación, y una vez inaugurada, estará lista para usarse y servir como lo han venido haciendo a la sociedad istmeña.

Con información de DIANA MANZO/CORRESPONSAL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *