Historiador Zapoteca inculca en niños tradición del biguie’

#Juchitán 31 octubre (#Istmopress).- En el marco del día de muertos en Juchitán, el historiador zapoteca Víctor Cata realizó una actividad pedagógica con niños y niñas usando varas de carrizo y construyendo una replica a menor escala del bedxe’ que significa “Jaguar” y que es un armazón que se usa para construir el biguie’ que es una ofrenda con flores, pan y frutos que el pueblo juchiteco le rinde a sus fieles difuntos.

Para el historiador juchiteco, Victor Cata, el biguie´ remite al calendario religioso de los zapotecos que constaba de 260 días y también significa: ‘pilar, tiempo, periodo’.

Esta ofrenda es un cuadrete hecho con carrizo u otate al que se le llama beedxe’ ‘jaguar’. Sobre este armazón se trazan rasgos geométricos y se tapiza con flores de cordoncillo, cempasuchitl y cresta de gallo en la parte superior, justo donde se localiza una cruz llamada ique beedxe’ ‘cabeza de jaguar’.

La intención de Víctor Cata es que los niños y niñas sepan de sus tradiciones y la conserven debido a que en Juchitán y pueblos como Unión Hidalgo, Xadani y San Blas Atempa se celebra el 30 y 31 de octubre y no el 1 y 2 de noviembre como el resto de la república mexicana.

“Durante dos días (domingo y lunes) unos 30 menores se sumaron a la invitación que hice con la finalidad de que aprendieran sobre la forma peculiar que aquí en Juchitán celebramos a nuestros muertos, asistieron y les compartí varitas de carrizo que compré con un cohetero, les mostré la replica y les explique el significado, cada uno construyó su bedxe’ y lo adornó, fue una experiencia maravillosa”, resaltó.

Dijo que para los zapotecas antiguos, el bedxe’ era considerado la tierra y para ellos tenia la forma de un cuadrado, por lo que en las cuatro esquinas un jaguar la sostenía por los lados y en el centro se colocaba el rostro de un jaguar, que posteriormente con la llegada de los españoles se cambió por una cruz, actualmente son pocas las personas que conservan esta tradición para celebrar a sus muertos.

El biguie’ o biye’ se cuelga en el centro de la casa, como si fuese una puerta, la puerta de los muertos, mientras que en otros hogares, realizan un altar de nueve pisos, que es una tradición mestizada, que se efectuó a la llegada de la conquista española con la incursión de la religión católica.

Naa Neeli’ Santiago, fue una de las niñas que asistió al taller de dos días que impartió el historiador y aunque confiesa que le costó mucho trabajo armar su bedxe’ o jaguar, pero está contenta porque obtuvo un aprendizaje que no olvidará jamás.

“Primero lo armamos, a veces nos salía todo mal y lo teníamos que hacer, se amarró con tiras de plástico, posteriormente lo cubrimos con hojas verdes y lo adornamos con flores de cempasúchil, fue una experiencia muy bonita, aprendí algo nuevo”, expresó.

Este bedxe’ se utiliza en gran escala para celebrar las ofrendas a los muertos durante los días 30 y 31 en los hogares de los juchitecos, algunos lo elaboran con polines de madera y otros con otate y se tapiza con flores, frutos y panes.

“Se trata de preservar la memoria de las costumbres y rituales, en los niños está la esperanza, por eso es que en pequeña escala les compartí esta tradición, se fueron felices y ahora ya saben por que se coloca esta ofrenda de flores, frutos y panes”, recalcó Víctor Cata.

 

Diana Manzo/Agencia de Noticias Istmopress

 

sdr
sdr
Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *