Defensores alertan aumento de violencia contra migrantes en tramo Chahuites en Oaxaca

JUCHITÁN 21 Ago (istmopress) – Defensores de migrantes que se ubican en el Albergue de Chahuites “Ayuda Humanitaria”  y que transitan por la ruta migratoria entre Chiapas y Oaxaca alertaron sobre el aumento de violencia en el tramo Tapanatepec- Chahuites, especialmente “corazones”.

Jorge, Migrante Hondureño, relató que apenas sí se ocultaba el sol, el y otros dos amigos, una mujer y un hombre,  de entre 19 y 22 años caminaban con su mochila al hombro en este tramo corazones, cuando de entre la maleza le salieron dos personas, con palos y machetes, quitándoles sus pertenencias (dinero en efectivo).

Relató que les obligaron a quitarse la ropa y los acostaron boca abajo, mientras revisaban sus mochilas y pantalones, llevándose lo único que traían (mil pesos) , recurso que habían ahorrado durante el esfuerzo de varios meses y así lograr su anhelado sueño americano.

“Les hablamos de Dios y les dijimos que no diríamos nada a nadie, teníamos miedo que nos dieran un machetazo en la cara, por fortuna nos soltaron, pero nos advirtieron que no dijéramos nada a  la gente que estaba en el Albergue, de lo contrario vendrían a buscarnos para matarnos, estamos muy asustados y temerosos”, dijo.

Este hecho preocupó a los defensores humanos que se ubican en  el albergue debido a que la nueva modalidad de los asaltos es amenazar a los migrantes que no digan absolutamente nada a nadie de lo contrario están firmando su muerte.

“El albergue esta en riesgo y todos los que venimos a este sitio, nuestro papel es seguir denunciando las atrocidades y las malas acciones del Plan Frontera Sur, donde ahora los migrantes tienen que caminar y en su trayecto son asaltados y ahora amenazados, esto nos tiene preocupados”, informó Rubén Figueroa, defensor de los derechos humanos del Movimiento Migrante Mesoamericano (MMM).

Relató que él y sus compañeros temen por su integridad,  por lo que exigieron a las autoridades de la CNDH  otorgarles medidas cautelares para seguir denunciando los malos tratos en que ocurren las autoridades policiacas contra los migrantes en el sur y sureste mexicano.

Rubén Figueroa precisó que de marzo a la fecha se han incrementado los asaltos, aproximadamente siete de cada diez migrantes que llegan al Albergue de Chahuites denuncian asalto en su trayecto, por lo dijo es una ruta altamente peligrosa.

“Ahora los asaltan y también los intimidan, el albergue de Chahuites cumple con su función de denunciar, al igual los organismos defensores de Derechos Humanos, pero la ejecución de las órdenes de aprensión y de realizar las investigaciones es por parte de las autoridades  fiscales, por eso  les exigimos acelerar las investigaciones”, indicó.

El defensor de los derechos humanos del MMM, dijo que al platicar con los migrantes, victimas de asaltos, refieren a la misma persona, es decir están identificadas pero las autoridades poco hacen para evitar esta ola de violencia en este tramo Corazones.

Añadió que hace un par de semanas, un defensor de oficio de la CNDH fue victima de un secuestro en donde se le advirtió que deje de apoyar a los migrantes pese a que solo cumple con su trabajo, a lo que dijo, es la prueba que todos los defensores tanto los de la CNDH como de organismos civiles es necesario darles medidas cautelares.

Por su parte, el titular de la fiscalía especializada en asuntos del migrante, Gonzalo Chávez Martínez, dijo que derivado de las investigaciones de las denuncias presentadas, la tarde del miércoles fueron detenidas dos personas que habían sido identificadas como presuntos responsables de los atracos a migrantes en el tramo “corazones”.

Con información de DIANA MANZO/CORRESPONSAL

 

Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *