Usuarios de CFE denuncian altos cobros de energía eléctrica durante contingencia por terremoto

#Juchitán 09 Febrero (#Istmopress).- Xunaxido Jiménez Vásquez es damnificada por el terremoto de 8.2 grados que ocurrió en el mes de septiembre, del susto aún no se repone, ahora su mayor preocupación es como pagará el elevado costo de su recibo de energía eléctrica correspondiente a julio a noviembre y de noviembre a enero por la cantidad de 10 mil 304.62 pesos.

En el mes de septiembre Xunaxido efectuó un pago de 284 pesos por el periodo del 10 de julio al 8 de septiembre y para el mes de noviembre nuevamente le cobraron la tarifa del 10 de julio al 9 de noviembre por la cantidad de 9 mil 030 pesos y de noviembre a enero sumaron otros mil 270 pesos sumando la cantidad de 10 mil 304.62 pesos , a lo cual se opuso y denunció ante la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) en Juchitán sin embargo no hubo respuesta.

También existen otros damnificados que también recibieron un costo elevado en su tarifa de energía eléctrica, por ejemplo Saúl Castillo Vidal que le tocó pagar 2 mil 049 pesos cuando su historial en promedio es de 500 pesos y Asalia Salinas Jiménez por la cantidad de mil 240 pesos cuando no utilizaron la energía eléctrica, pues sus viviendas están afectadas y no habitadas.

La afectada es madre de dos hijos, uno de ellos enfermo del corazón y durante el mes de septiembre y octubre porque se operó en la Ciudad de México, por lo que no estuvo en su vivienda y por lo consiguiente no consumió el servicio de energía eléctrica.

“Desconozco de donde la CFE sacó esas altas tarifas, no tuve otra opción que hacer publica mi denuncia, no se vale que hagan esto, además no soy la única, somos muchas personas que nos están cobrando un exceso, mi tarifa es de 400 a 500 pesos y ahora me dicen que de Julio a enero voy a pagar más de 10 mil pesos, esto es una locura”, señaló.

A Xunxido la han hecho caminar de oficina en oficina, ha acudido a las instalaciones de Profeco en Juchitán con la receptora de quejas, Maura Ortiz Jiménez y también con Elena Osorio Gallegos en las oficinas de la Comisión Federal de Electricidad en Juchitán, en donde le dan la opción de pagar su adeudo en mensualidades.

Ella no aceptó esta opción de pago pues asegura que no adeuda esa cantidad, debido a que su historial de consumo no rebasa la cantidad de 500 pesos bimestrales.

Cuando acudió a las oficinas de Profeco en Juchitán, la receptora de quejas le informó que “no había otra solución” que pagarlo en mensualidades y que si quería una denuncia más grande entonces se iría a conciliación a la capital oaxaqueña, pero no le garantizaba que le resolvieran su queja.

“Tuve la conciliación con la apoderada legal de la CFE, Elena Osorio Gallegos ante la Profeco pero no hubo respuesta, pasaron a mi domicilio un día sin avisar, después volvieron a pasar en una segunda ocasión y según señalaron era fuga, pero ya vino un técnico especialista que contraté y dijo que no había tal fuga, lo que considero es un robo lo que hace la CFE, de aprovecharse de la situación de emergencia que se vive en Juchitán y todavía con cobros excesivos”.

Los damnificados explicaron que están desesperados porque la Profeco lejos de ayudar para atender estos casos de “abuso y cobro excesivo” invita a “conciliar mediante pagos módicos o mensualidades”.

“Estoy desesperada al igual que decenas de personas de Juchitán que la CFE les está cobrando altos cobros, esto es un robo, están lucrando con la desgracia, a muchos se nos cayó o dañó la vivienda y esta empresa sin escrúpulos desea que paguemos altos cobros sin haber consumido”, expresó.

Xunaxido también solicitó el apoyo de la autoridad municipal de Juchitán, Gloria Sánchez López para que le brindará su respaldo ante esta situación que vive, porque dijo no tiene el dinero para pagar 10 mil pesos que la CFE le cobra por consumo de energía eléctrica.

 

Diana Manzo/Agencia de Noticias Istmopress

Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *