Sin apoyo al campo istmeño aseguran campesinos

#Juchitán 06 Enero (#Istmopress).- Campesinos de las localidades de San Blas Atempa, Tehuantepec, Juchitán, Matías Romero, San Juan Guichicovi, Jalapa del Marqués, Tequisistlán, expresaron vivir una crisis económica ante la falta de apoyo a este sector de parte de las autoridades.

Explicaron que después del terremoto, el gobierno de Oaxaca no ha apoyado al campo especialmente a los pequeños productores que siembran maíz, melón, papaya, camote, ajonjolí y que dependen de un apoyo económico para subsistir.

Son alrededor de 3 mil campesinos quienes ante la falta de economía podrían dejar de sembrar en este ciclo 2018, debido a que las autoridades no han aportado nada a la reconstrucción del campo después del terremoto.

“En el 2017 no pudimos sembrar y las pocas cosechas solo logramos para la venta local, el campo poco a poco va muriéndose y no es por falta de campesinos sino de apoyos de las autoridades, ellos prefieren una actividad que les deje más dinero, por eso vemos que a las empresas extranjeras que se instalaran en las zonas económicas estarán exentas de impuestos”, explicó Mauro Santiago, agricultor de Jalapa del Marqués.

El coordinador regional de la organización Sol Rojo, Ellioth Escobar, lamentó que más de tres mil campesinos de la región estén siendo afectados por la falta de apoyo de los gobiernos para sembrar la tierra.

En entrevista, explicó que al concluir el 2017 hubo mala atención al agro derivado del desinterés gubernamental para atender ese sector tan importante que produce una importante cantidad de insumos que se consumen no solo en la región, sino en el estado de Oaxaca.

Señaló que los campesinos de San Blas Atempa, Tehuantepec, Juchitán, Matías Romero, San Juan Guichicovi, Jalapa del Marqués, Tequisistlán, están en una crisis económica porque no cuentan con recursos para poder comprar semillas, preparar la tierra y adquirir los fertilizantes.

“Aunado a que la temporada no fue buena por las plagas, el mal tiempo, la sequía y otros factores que provocaron una afectación directa a los campesinos del Istmo”, dijo.

Aseguró que son poco más de mil hectáreas de tierras que fueron afectadas en este ciclo, sin embargo, no hubo apoyos mediante el pago de siniestro de tierras. Esto, dijo provocó graves repercusiones e incluso inconformidad entre los campesinos.

“El campo día a día se va deteriorando y peor aún que no hay apoyos por los gobiernos estatal y federal para poder subsistir y permita aguantar para la próxima temporada”, expresó.

Citó como ejemplo que el melón, la papaya, chiles, maíz, ajonjolí, mango, pepino, limón, resultaron afectados considerablemente e incluso hubo daños totales y parciales en los terrenos donde se cultivaron.

Escobar, aseguró que muchos campesinos le invierten a sus tierras con la promesa de poder recuperarlo, sin embargo, se sienten decepcionados al ver que sus hortalizas mueren por diversos factores.

 

Diana Manzo/Agencia de Noticias Istmopress

Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *