Integración administrativa hacia la austeridad, si es necesario mesa nacional para garantizarlo: Emilio Montero Pérez

El privilegio político en México hasta hoy, ha sido la causa principal del rezago Nacional, hablar de un sistema de pirámide social en donde la base gruesa es representada por el pueblo y el gobierno por la cúpula piramidal, es una burla. 
Todos coincidimos en que parte del rezago económico y social del País es a causa mayor de la mala administración y mal destino de los recursos, así como al ineficiente servicio público, producto de la falta de políticas administrativas que al no ser controladas aletargaban el proceso de relación, comunicación y gestión de la ciudadanía.
Las carencias y deficiencias en este sistema neoliberal, que durante su recorrido por el país, el Lic. Andres Manuel López Obrador, fue analizando, le procuraron desarrollar planes para su combate. Poniéndoles también un foco rojo a los altos salarios y a los privilegios políticos dentro de la administración pública.
Hoy por hoy los vigilantes activos son la misma ciudadanía, resultado del hartazgo social por esos privilegios de los que son beneficiados los funcionarios públicos, carentes de resultados, empapados de protagonismo, con un sistema centralizado sin carácter normativo.  
Con el Proyecto Alternativo de Nación, estamos a punto de comenzar una nueva historia, que se escribirá a favor de los mexicanos, donde ya no existirán los privilegios políticos; y el gobierno será un servidor del pueblo, y la ciudadanía será el vigilante y juez permanente.
Por lo que es necesario que todos los sectores del país caminemos juntos hacia la trasformación, en cada uno de sus ejes y vertientes, invirtiendo en educación, procurando el  desarrollo económico, y propiciando en el gobierno la  austeridad.
Sería incongruente que como municipio, la Heroica Ciudad de Juchitán de Zaragoza, no nos unamos al camino. Siendo nuestro municipio uno de los que ha sufrido por la falta de entereza en las políticas y administración pública y el desinterés de los gobernantes estatales y federales, que ha toda exclamación del pueblo, hemos sido ignorados como municipio. 
Juchitán está cansado de la intranquilidad que se siente al caminar por sus calles, los juchitecos añoramos ese Juchitán de antes, en los que todas las noches nuestros padres podían refrescarse desde su hamaca en el patio y las largas pláticas de nuestras madres con las vecinas, sentadas en sus sillas en las banquetas que daban a la calle.
El hartazgo social es generalizado en el país, pero Juchitán, un pueblo caracterizado por su historia social y su cultura, un pueblo de origen recio y de valores, exige un gobierno íntegro y trasparente, un gobierno que pertenezca al pueblo y no a grupos políticos, porque como dice el dicho, solo el pueblo puede salvar al pueblo, y Juchitán es un pueblo cansado de promesas.
La labor del sistema político mexicano actual se encuentra en el máximo reto que es recuperar la confianza de los mexicanos, una confianza perdida en el paso de gobiernos corruptos, y del sistema de servicio ineficiente en la administración pública y de atención a la ciudadanía, un desfile de gobiernos federales, estatales y municipales que beneficiaba solo a unos cuantos a costa del pueblo, que ponían en segundo término las obras y programas de beneficio social. Sin mencionar la apertura y la permisibilidad que se le ha otorgado a empresas externas sin la consulta y la aprobación del pueblo, convirtiendo el servicio público en negocio. 
Está claro que en esta ardua tarea, los colores de los partidos políticos ya no son lo importante, porque  lo que realmente va a desnivelar la balanza será  la actitud de los agentes que incursionan en el terreno político.    
 
Bajo este principio se demostrara que el problema va más allá del partidismo, se demostrara que los altos sueldos en la administración pública, no es la solución a la corrupción, como el sistema de derecha lo ha argumentado. Es un tema de principios humanos y sociales, de compromiso y empatía social, puntos que nos ha siempre caracterizado como la izquierda.
Por tal, como presidente municipal, asumo la responsabilidad y he tomado la contundente decisión de unirme a este importante camino a la cuarta transformación, que sin duda marcara la historia de México, pero también la de Juchitán.
Juchitán merece un gobierno comprometido con el pueblo, y por lineamiento nacional y con la misión de mi partido, acatare, y aplicare todo plan que de ella emane. Principalmente y desde ahora, el Plan de Austeridad Republicana, que como lineamiento nacional nos solicita a todos los funcionarios, en este caso, a la administración municipal, operar con entera austeridad y transparencia, apegados a derecho y con supervisión de las autoridades correspondientes y lo más importante, la vigilancia y juicio de la sociedad civil.
Otro punto muy importante es la integración administrativa; es urgente brindar la eficiente y clara administración del servicio que el municipio entrega a la ciudadanía, por tal:
El municipio debe definir con base al Plan de Desarrollo Municipal una misión, visión, filosofías, estrategias, objetivos y metas claras; agrupadas en un plan estratégico de administración pública, que permita establecer que toda actividad a realizar será plasmada en planes y programas bien definidos y elaborados para su plena y coordinada ejecución. 
Estableciendo  reglamentos necesarios que sumen al proceso de administración del servicio. Procurando que toda la información de administración del municipio sea pública y del conocimiento de la ciudadanía, para conocer las funciones de cada área del municipio.
Otro factor importante, es el control del personal municipal, para un óptimo desempeño de la administración, pues es necesario determinar la vocación y habilidades  al servicio en cada trabajador, y que no solamente esté al servicio del pueblo por cubrir una cuota o puesto, porque Juchitán merece a servidores públicos que les otorguen un servicio eficaz pero sobre todo eficiente. 
Se buscaran los medios para brindar capacitación, motivación y aptitudes impulsando además la constancia en el área de atención y desempeño del personal de la administración municipal. Formulando sistemas de seguimiento de objetivos municipales y de atención ciudadana en un esquema que permita el involucramiento de la sociedad civil para que no solo los servidores públicos conozcan las metas que se pretenden lograr, sino todo el municipio y sus agencias.  
Se les otorgara a cada área del organigrama las herramientas necesarias como  manuales, reglamentos y flujogramas para que reconozcan las funciones de su área y la desempeñen con eficiencia, así como el alcance permitido de cada una de ellas para no obstaculizar el sistema de gobierno, y las líneas de mando directas de cada área para eliminar así los padrinazgos y la corrupción si las hubiera dentro de la administración. 
Para eso es necesario también, realizar un profundo análisis de puestos y funciones apegados al Plan de Desarrollo Municipal y al plan estratégico de administración pública, para determinar la funcionalidad de cada una de las áreas del Ayuntamiento, eliminar las innecesarias o fusionar de ser necesario, mejorando los sistemas de control de datos, de entradas y salidas, manejo de personal dentro del municipio, apegarnos al Plan de Desarrollo Municipal y al plan estratégico de administración pública para realizar un análisis a fondo de las necesidades de la comunidad, valoración de carencias públicas, saneamiento público, seguimiento a programas y proyectos, así como una correcta administración del sistema de seguimiento a las entidades, agrupaciones o formas de constitución de la sociedad y así determinar las direcciones necesarias para un óptimo desempeño de las regidurías. 
Agradezco a Juchitán y sus agencias la confianza que me han conferido para reconstruir Juchitán, estén seguros que mantendremos un diálogo constante que permita la convivencia en armonía y la reconciliación para recuperar la paz. Como presidente electo y el cabildo nos someteremos al compromiso con el pueblo de ejercer con dignidad los mandatos de la ciudadanía, por encima de compromisos con grupos o expresiones políticas.
Tengo la plena confianza que nuestro Presidente de la Republica, pondrá completa atención a los municipios y otros niveles de gobierno que se apeguen a los lineamientos nacionales que desde el ejecutivo se pronuncien. Estoy convencido que si el ayuntamiento refuerza y se suma a estas propuestas, sujetándose al lineamiento nacional como es el Plan de Austeridad para que esa austeridad de gobierno municipal sea reflejada en obras que beneficien a la población, y nos ponemos a disposición para la integración y ordenamiento administrativo, apegados al Plan de Desarrollo Municipal, y con la integración, apoyo, participación y vigilancia activa de la ciudadanía, formaremos parte de la Cuarta Trasformación del País y de nuestro municipio.
Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *