Después de la furia del temblor, llegó el susto, familias toman las calles para vivir

#Juchitán 24 septiembre (#istmopress).- La furia de la tierra se hizo presente de nuevo para las familias del Istmo de Tehuantepec, tres sismos a pocos minutos de distancia, siendo el más fuerte el de magnitud de 6.1 grados nuevamente devolvió la intranquilidad y crisis nerviosa a las familias de esta región oaxaqueña , quienes con el susto del movimiento fuerte tomaron las calles para vivir.

Algunas con trapos de tela, otras bajo un árbol y unas pocas con lonas se refugian en sus banquetas y en la calle, han montado sus fogones entre vecinos y preparan comida para todos, nadie quiere entrar a su casa por miedo a que se derrumbe, pues tienen muchas grietas y otras mas están colapsadas, las autoridades de Oaxaca reportaron el deceso de dos personas originarias de Asunción Ixtaltepec.

En Juchitán, Espinal, Unión Hidalgo, Ixtepec, Ixtaltepec, Xadani, San Mateo del Mar, Ixhuatán, Niltepec y muchos pueblos más  de esta región del Istmo el 90 por ciento de las viviendas sufrieron afectaciones, algunas se colapsaron con el terremoto del 7 de septiembre y unas 34 más terminaron por derribarse por el más reciente de este sábado  23 de septiembre.

No hay una sola calle en estos municipios donde las familias estén concentradas, algunas en grupos pequeños y otras en más grandes, las mujeres hacen la comida y los hombres ponen sus llantas y troncos para evitar que los automóviles transiten, pues la calle será ahora el nuevo punto de reunión de las familias.

El agua, las lonas, colchonetas y comida preparada es la mayor urgencia de las familias, quienes reclaman a sus autoridades la falta de atención para los nuevos refugios que se han instalado.

“Aquí no ha llegado nada, nadie esta en su casa, tenemos mucho miedo, ese nuevo sismo causó alerta, preferimos estar debajo de este árbol, mi casa es de dos pisos, mi hija sacó una colchoneta y esperamos que alguien nos done una lona, si llueve no sabemos que haremos, porque muchas familias están como nosotras”, expresó Matilde Salinas en Juchitán.

111

Karina Santiago Pineda es de Asunción Ixtaltepec, su casa se localiza frente a un puente vehicular que colapsó con este nuevo sismo, y  también terminó de pulverizarse  la casa de su abuelo, su familia y ella montaron un espacio en un árbol de almendras donde piensan dormir y vivir por varios días.

Lo mismo ocurre con las hermanas Alonso López en  Unión Hidalgo quienes montaron su fogón en su patio y desde ahí comen y duermen, por ningún motivo dormirán en su vivienda, tienen miedo a que se les caiga, pues las replicas sísmicas no se han detenido desde el pasado 7 de septiembre con el terremoto y continúan con el nuevo sismo de 6.1 grados.

“Ya ni sabemos que día estamos  viviendo, esto cada vez es más feo y triste, no sabemos como terminaremos, gracias a la sociedad civil, a los jóvenes y gente que nos da un bocado, nos da alimentos, pero de ahí nada, ahora lo urgente es el techo, estamos durmiendo en la calle y bajo la lluvia”, expresaron.

Amelia Matus Gómez y Martha Campos Landeros son de Juchitán, el terror y el miedo sigue invadiéndolas, además de las crisis nerviosa, decidieron dejar su hogar y montar un espacio afuera de sus viviendas, ahí dormirán, porque señalan “no hay de otra, la tierra se mueve y hay que temerle”.

A quince días de haber ocurrido el terremoto, en los pueblos del Istmo parecía que la tranquilidad llegaría, sin embargo con este nuevo movimiento al que catalogaron como de “terror” nuevamente la desolación, tristeza y miedo invade a las familias.

En las calles de Juchitán y los pueblos vecinos la mayor parte de los negocios cerró por temor a nuevas replicas con mayor magnitud,  y también por que sus instalaciones están colapsadas, los trabajadores temen una desgracia de mayor tamaño.

Al igual a pesar de que las autoridades municipales han montado cocinas comunitarias y albergues, muchas familias como la de Amelia y  Martha  prefirieron quedarse y a ellas aún la ayuda no les llega.

“Mi casa está colapsada, la urgencia más grande son las colchonetas y lonas, la lluvia amenaza con llegar y eso tememos que nos mojemos, todos los vecinos decidimos salir, nadie está en su casa, tenemos miedo, necesitamos apoyos, la comida y los víveres han llegado de la sociedad civil quienes nos traen atole o tamales o guisos, hemos visto solidaridad”, dijo Martha.

Este nuevo sismo ocasionó que cinco hospitales tuvieran que evacuar a los pacientes, por ejemplo la unidad de salud del IMSS en Salina Cruz atiende a los enfermos fuera de sus instalaciones recibiendo atención medica.

En las unidades médicas la demanda fue la atención de la crisis nerviosa y también para los pacientes que son diabéticos  e hipertensos, quienes en su mayoría se han descontrolado, muchos temen que en la consulta les agarre un nuevo sismo y no van  y otros simplemente por la distancia en que se encuentran las unidades móviles, prefieren automedicarse.

11

Crisis nerviosa, la enfermedad del sismo

Eden Marín López, medico general y quién en su consultorio particular  ubicado en la octava sección Cheguigo en Juchitán ha dado consultas gratis explicó que las crisis nerviosas se han disparado entre la ciudadanía en más del 100 por ciento  desde el pasado terremoto del 7 de septiembre y que  con este nuevo sismo de este sábado también.

Dijo que además de la crisis nerviosa que ha atacado aún más a las mujeres ,están los pacientes diabéticos e hipertensos además de las mujeres  embarazadas quienes  no han dejado de acudir para ser atendidas.

Explicó que con el apoyo de médicos radicados en Oaxaca pero oriundos de Juchitán obtuvo medicamentos y con ello ha brindado atención gratuita para que las familias no tengan que pasar un solo centavo, sin embargo la  demanda es excesiva.

Agregó que es importante que las autoridades implementen la ayuda sicológica casa por casa o a través de los grupos de vecinos, porque la situación de la crisis nerviosa es sumamente amplia y que es urgente atender.

“Los sismos han causado la crisis, muchas personas llegan con presión alta o depresión, otras con su diabetes incontrolada, realmente debemos tomar en cuenta la salud, porque las constantes replicas desde el pasado 7 de septiembre han dado un giro a nuestras vidas y que es urgente atender”, expresó.

Diana Manzo / agencia de Noticias Istmopress

1

 

Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *