Álvaro Obregón, pueblo zapoteca dividido por un parque eólico

#Juchitán 19 feb (#istmopress).- En la comunidad zapoteca de Álvaro Obregón conocida como “Gui’ Xi’ ro”, agencia municipal de Juchitán en la región del Istmo de Tehuantepec  hace 6 años se pretendió instalar un parque eólico “Santa Teresa”  propiedad de la empresa “Mareña Renovables” la resistencia ganó  y no se instaló, sin embargo la división política y social venció porque desde entonces los habitantes viven en la discordia. 

Los defensores de la tierra y el territorio culparon al estado de querer imponer proyectos eólicos  en la laguna superior  donde realizan su actividad pesquera sin que hubiera una consulta y prefirieron crear un ayuntamiento autónomo emanado de sus asambleas y así surgió el cabildo  y la policía comunitaria, otro grupo de personas prefirieron ir por la legalidad y reconocen al ayuntamiento nombrado por la autoridad municipal mientras que un tercer grupo derivado de protestantes y evangélicos prefirieron no tomar partido y mantenerse neutrales. 

Desde esa lucha por la defensa de la tierra y el territorio, los activistas se apoderaron del inmueble que ocupaba la agencia municipal y la convirtieron en agencia comunitaria y desde entonces es el sitio donde realizan sus asambleas y eligen a sus autoridades comunitarias. 

Con esta triple división política y social , la vida  de los casi 8 mil habitantes de esta comunidad   sigue su ruta, y cada grupo realiza actividades de acuerdo a su conveniencia, sin embargo recientemente la autoridad municipal de Juchitán que encabeza Emilio Montero Pérez pretende mediante el dialogo acordar  una unificación de las ideas y nuevamente se instale una sola autoridad. 

Paula López López,  joven activista e impulsora de un centro comunitario de las artes además de ex integrante del cabildo comunitario de Álvaro Obregón expresó que el abandono es notorio en la comunidad. “No hay drenaje, ni pavimentación de las calles, las escuelas necesitan atención, sin embargo lo más viable es que la nueva autoridad municipal cumpliera con la entrega del recurso asignado para la agencia, que son aproximadamente 9 millones de pesos”. 

Paula explica que la división social es grande porque para realizar tramites como una constancia de origen y vecindad, educativa o de otra índole , los habitantes acuden de acuerdo a su defensa, los que apoyan a la asamblea comunitaria acuden ante los integrantes del cabildo y con el agente comunitario para que les resuelva sus tramites. 

“Aquí en el pueblo no hay avance y nosotros  creemos porque las autoridades no asignan el recurso que le toca a Álvaro Obregón como agencia municipal, sabemos que oscila en 9 millones de pesos, pero desde hace como tres trienios no llega el dinero, solo pagan una nomina y a los policías y listo, mientras tanto el pueblo en el abandono”, explicó. 

Rocael Rasgado Vicente, recientemente elegido como agente comunitario de Álvaro Obregón explicó que toda la actividad que realizan en este espacio es totalmente comunitario y a través del tequio. 

“Somos como 2 mil personas que nos mantenemos en resistencia, aquí lo que defendemos es el mar, nuestro espacio natural, porque el 90 por ciento  de los hombres se dedican a la pesca y por eso empezó esta lucha, vemos muy dividido al pueblo”. 

El agente comunitario de Álvaro Obregón resaltó que recientemente la autoridad municipal los ha convocado a reuniones y encuentros, sin embargo la petición de la asamblea es que el recurso que le corresponde a la agencia aterrice y sea manejado por el cabildo comunitario, si no se puede el 100 por  ciento, al menos la mitad. 

“Vemos con tristeza que no hay avance, este pueblo está abandonado y queremos que prospere, la autoridad municipal nos ha pedido que nos reunamos para dialogar y poder llegar a un acuerdo, nosotros decimos que sí pero siempre y cuando respeten nuestra voluntad y petición de que el recurso aterrice a la agencia comunitaria”, dijo. 

Asimismo, Jacinto Alonso Jiménez, agente municipal provisional de Alvaro Obregón  reconoció que a raíz de la división social y político no hay avance de obras en la comunidad, es decir el pueblo “está abandonado”. 

Dijo que las autoridades municipales, en este caso los alcaldes de Juchitán “se escudan de que como hay dos autoridades, prefieren no aterrizar lo recursos” y nunca han informado cuanto es el monto que le toca a la agencia municipal. 

El agente municipal provisional  añadió que su mayor intención es obtener recursos para trabajar y ver mejoras en la comunidad. “Ya no queremos un pueblo abandonada. 

Compartió  que al igual que los activistas comunitarios también están a favor de la defensa de su mar y que ahora su postura es una “defensa pacifica” donde se unifiquen y se vuelva a contar con un agente municipal único y no dos. 

“Queremos evitar más enfrentamientos, es lamentable que salgamos a la calle y exista la división, no nos llevamos con familiares y hasta amigos, eso ya queremos que termine”.

Diana Manzo / Agencia de Noticias Istmopress

Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *