Alma de sirena / Daniel Aguilar

 

Sobre un mundo raro y cientos de figuras,

destaca la silueta de una sirena flotante,

nada sobre mares empedrados de colores,

y entre cantos dulces juega a reinventarse.

 

Bajo los cielos caídos que nadie observa,

una figura lunar se asoma a su arrecife,

contempla a la célebre doncella marina,

y pide que lo acompañe los días restantes.

 

Montañas de luz desvanecen lejanías,

circuitos mitológicos atraen a los marineros,

En las profundidades de su escamosa piel,

brota el aroma suave de su único poeta.

 

¿A dónde va el ocaso cuando se entristece?

¿Cuántas lágrimas desbordarían al mar?

¡Toneladas de arena sepultan el pasado!

¡Castillos se elevan con nuevos temples!

 

Olas y deidades celebrarán un año nuevo,

un encuentro que encarna en el océano,

donde seres de otro mundo regalan perlas,

envueltas en versos, memorias y sonrisas.

 

Encima de un mar iluminado por Dios,

Contemplo su figura como una fantasía,

Las estrellas se reordenan y fluyen en

cascadas sobre su larga cabellera…

 

Sobre un mundo claro y decembrino,

destaca la silueta de una sirena flotante,

navega sobre ambiciones y sueños tibios,

de un literato que juega a reinventarse.

Compartir publicaciónEmail this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *